domingo, 7 de abril de 2013

Juan Carlos Velasco: Habermas. Por Javier Sánchez

Velasco Arroyo, Juan Carlos: Habermas. El uso público de la razón. Alianza Editorial, Madrid, 2013. 317 páginas. Comentario realizado por Javier Sánchez.


Pues eso, que me he llevado una sorpresa mayúscula. Al día siguiente de volver de Semana Santa, recibo un paquete con un libro dentro. Abro el paquete y me encuentro este libro sobre Habermas, escrito por Juan Carlos Velasco, uno de mis mejores amigos desde la infancia. Inmediatamente abro el ordenador y le mando un correo electrónico para felicitarle. ¡Ya he recibido tu obra! Reconozco que he sentido la misma alegría que si lo hubiera publicado yo. Y es que Juan Carlos es casi como un hermano. Uno de esos amigos, como diría el cantante Víctor Manuel, que "nunca piden nada y siempre dan".
Juan Carlos Velasco es conocido por los asiduos de este blog por ser el comentarista de una obra de Judith Shklar: Los rostros de la injusticia (ver aquí). En dicho comentario lo presentábamos como investigador científico del Instituto de Filosofía del CSIC (Consejor Superior de Investigaciones Científicas) de Madrid. La filosofía política constituye su ámbito específico de trabajo y dedica especial atención a cuestiones como las políticas migratorias (es editor de un blog titulado "Migraciones. Reflexiones cívicas"), el multiculturalismo, la democracia deliberativa o las concepciones de la justicia global, temas sobre los que versan sus últimos artículos publicados en revistas nacionales e internacionales. Entre sus muchos libros publicados, quisiera destacar aquellos que tienen una relación más directa con Habermas (el pensador objeto de estudio en el presente libro que estamos presentando), y son los siguientes: La teoría discursiva del Derecho. Sistema jurídico y democracia en Habermas (Centro de Estudios Políticos y Constitucionales, Madrid, 2000) y Para leer a Habermas (Alianza, Madrid, 2003). Igualmente quiero hacer mención a algunas traducciones que Juan Carlos Velasco ha elaborado de las obras de Habermas, que van acompañadas de estudios introductorios: Fragmentos filosófico-teológicos. De la impresión sensible a la expresión simbólica (Trotta, Madrid, 1999) y La inclusión del otro. Estudios de teoría política (Paidós, Barcelona, 2010).

La obra que estamos comentando, Habermas (así lo dice el autor en su nota preliminar), es fundamentalmente el resultado de una reelaboración en profundidad del libro Para leer a Habermas de 2003. Durante esta década, Jürgen Habermas (uno de los máximos representantes vivos de la llamada Escuela de Fráncfort) ha seguido publicando obras que "no solo están a la altura de la discusión filosófica contemporánea, sino que nos confrontan con un pensamiento ejercitado y decantado a lo largo de toda una intensa vida intelectual". De hecho, desde mi punto de vista, lo más destacado del último Habermas es el hecho de haber incluido la religión en el debate público de las sociedades postseculares, probablemente reconociéndole el papel que siempre ha jugado en nuestra sociedad. Así pues, la aparición de esta obra está mucho más que justificada.

Juan Carlos Velasco, a la hora de presentar el pensamiento de Habermas, sigue un esquema muy claro. Es el siguiente:
El libro se abre (capítulo 1: Genealogía intelectual) con una mirada al contexto de formación de la filosofía habermasiana, poniendo especial énfasis en los vínculos que mantiene con el pensamiento emancipador y la tradición crítica francfortiana.
El capítulo 2 (Acción comunicativa y teoría social) está dedicado a explicitar los fundamentos comunicativos de la racionalidad humana en la que se apoya la teoría discursiva defendida por Habermas.
En el capítulo 3 (El programa de fundamentación de la ética discursiva) se analizan las consecuencias que se derivan de su concepción discursiva de la racionalidad práctica a la hora de articular una filosofía moral de carácter universalista.
En el capítulo 4 (La teoría discursiva del derecho) se abordan las tensiones internas que soporta el derecho en un Estado democrático al constituirse como subsistema social mediador entre la facticidad y la validez normativa.
El capítulo 5 (Estado de derecho y democracia. La política deliberativa) se dedica a indagar en las razones de la estrecha vinculación existente entre el Estado de derecho y una concepción deliberativa de la política democrática.
En el capítulo 6 (Identidad colectiva y patriotismo constitucional) se examina la manera en que la acción política democrática puede configurar una forma de identidad colectiva de tipo inclusivo, apta para vertebrar el profundo pluralismo social, axiológico y cultural de las sociedades modernas.
En el capítulo 7 (Religión, espacio público y sociedad postsecular) se expone el modo en que Habermas concibe las siempre problemáticas relaciones entre el poder político y la religión en el marco de las esferas públicas de las sociedades postseculares.
En el capítulo 8 (Acerca del impacto teórico de la obra de Habermas) se establece un breve y provisional balance de la influencia de la obra habermasiana en el pensamiento contemporáneo.
Al final del libro aparecen unos anexos. En ellos se exponen, en primer lugar, los datos biográficos de Jürgen Habermas; en segundo lugar, un glosario básico para entender completamente aquellos términos más específicos del pensamiento habermasiano; y, en tercer lugar, una bibliografía muy actualizada y depurada tanto de la obra de Habermas como sobre él.


El autor, Juan Carlos Velasco.
Gran conocedor del pensamiento de Habermas (no en vano su tesis doctoral la elaboró en Alemania bajo la dirección del propio Habermas), Juan Carlos Velasco nos presenta al pensador de la Escuela de Fráncfort de una manera brillante, clara y muy pedagógica. Esto hace que esta obra sea ideal para todas aquellas personas que quieran conocer el pensamiento del autor alemán con independencia de cual sea su formación de origen (filosofía, sociología, etc.). Esta obra (cuyo original yo tuve el honor de leer y corregir -solo en cuestiones de estilo-) me parece de una altura intelectual sin parangón. Pero casi es lógico, porque Juan Carlos Velasco se ha convertido, desde mi punto de vista, en uno de los mayores expertos de España en el pensamiento de Habermas. No en vano es citado en muchos artículos y libros, y no en vano es reclamado por muchas universidades del mundo para dar conferencias sobre este autor y sobre otros temas relacionados con su área de trabajo, fundamentalmente sobre multiculturalismo y políticas migratorias. Enhorabuena, Juan Carlos, por tu libro. Y gracias por tu amistad.

PD.- Se me olvidaba comentar que es posible descargarse de Internet el índice y la introducción del libro de Juan Carlos Velasco. Para ello, no tienes más que pinchar aquí: http://www.academia.edu/2920486/Habermas._El_uso_publico_de_la_razon_2013


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...