martes, 28 de marzo de 2017

Kiko Lorenzo: Metáforas para entender la crisis. Por Daniel Izuzquiza

Lorenzo, Kiko: Metáforas para entender la crisis (y no volver a repetirla). PPC, Madrid, 2016. 110 páginas. Comentario realizado por Daniel Izuzquiza.

Creo que este libro se entiende bien en su contexto inmediato. El autor es el coordinador de Estudios de Cáritas Española y de la Fundación FOESSA y, como tal, ha tenido que bregar cotidianamente con la larga crisis que sufrimos. Entre otras cosas, ha sido el director de la VII edición del prestigioso informe FOESSA sobre exclusión y desarrollo social en España, publicado en 2014, y que seguirá siendo un referente imprescindible para el debate de los próximos años. Pues bien, me parece que después de todos estos intensos años, el autor necesitaba ‘soltarse’ del aparato crítico y de la representación institucional y ofrecer una voz más personal, más narrativa, más cercana. Quizá necesitaba también tomar un poco de distancia respecto del conocimiento científico, para quedarse con los aprendizajes y la sabiduría acumulada en el proceso. Pero, al hacerlo, los que salimos beneficiados somos los lectores.
Nos encontramos ante cuatro metáforas (la sociedad Ikea, el terremoto, un atasco de tráfico y una vacuna recién descubierta) desarrolladas en cuatro capítulos que permiten, efectivamente, entender la crisis y dar pistas para aprender de ella y no repetirla. Son, también, cuatro preguntas: ¿qué sociedad desvela la crisis?, ¿ha terminado la crisis?, ¿estamos todos implicados? y ¿cómo salimos de aquí?
El primer capítulo, pues, desenmascara un modelo de sociedad con estos siete rasgos: cree que «más es siempre igual a mejor»; es individualista y olvida la dimensión comunitaria; está mercantilizada; es caprichosa y confunde necesidad con deseo; es hedonista; es superficial y vive bajo la tiranía de la imagen; y es depredadora, pues todo tiene fecha de caducidad.
La metáfora del terremoto, en el segundo capítulo, muestra que la crisis ha golpeado de manera mucho más intensa a quienes ya eran pobres antes de la misma.
El tercer capítulo indica, a través de la imagen del atasco de tráfico, que en el fondo tenemos las instituciones que nos merecemos y que necesitamos más sociedad civil para reforzar lo público.
Finalmente, en el capítulo cuarto, Lorenzo presenta un ejemplo muy gráfico. Si un científico descubre una nueva vacuna, ¿a quién se le ocurre pedirle a ese investigador las vías para financiar la vacuna? Entonces, ¿por qué siempre se bloquean las propuestas sociales preguntando de dónde sacaremos el dinero para pagarlas?
El capítulo, y el libro, muestra vías para salir de la crisis en clave de solidaridad…, sabiendo que eso supone elegir y optar.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...